A partir de Marzo de 2020 cuando se  decreto la emergencia sanitaria producto de la propagación de la pandemia – COVID-19, la Central de Transporte dispuso de todos sus recursos financieros, humanos y logísticos, para la protección de la vida de usuarios internos (comerciantes, empresas de transporte y funcionarios) y externos (usuarios), apoyados  por las instancias de gobernabilidad municipal, brindando un servicio seguro y confiable, teniendo la certeza del cumplimiento de los protocolos establecidos por el Gobierno Nacional.

Desde que comenzó la pandemia los empleados de La Central se comprometieron con tener a disposición de nuestros usuarios, unas instalaciones, limpias, desinfectadas cumpliendo los protocolos aprobados por la ARL –Sura y por Salud Pública Municipal.   Igualmente, se adecuaron los espacios que se requerían para el manejo de usuarios con probables contagios de Covid-19. 

Se realizó el control de roedores como posibles transmisores del coronavirus, se implemento la señalética necesaria  para que todos los usuarios pudieran interiorizar la cultura del autocuidado, igualmente se ubicó en el piso de las diferentes áreas de La Central las señales de distanciamiento físico y se reforzó todo lo anterior con los puntos de desinfección en las diferentes entradas y unidades sanitarias.

Para la desinfección vehicular La Central de Transporte instaló un arco aspersor en el ingreso de los vehículos al patio de operaciones y las empresas de transporte se comprometieron con la desinfección de los vehículos antes del abordaje de los pasajeros, igualmente se realizaron las aforos de acuerdo con lo establecido por el Ministerio de Transporte, 30%, 50%, 80% .

Igualmente se tomaron las medidas de bioseguridad necesarias en el momento de la prueba de alcoholimetría, así como los registros de usuarios para el abordaje de vehículos y las verificaciones de los documentos establecidos por el gobierno nacional para su desplazamiento.

Con nuestros colaboradores tuvimos especial cuidado proporcionando la información en el momento oportuno y dotándolos de los diferentes elementos de protección personal que han permitido que hasta el momento no se tenga ninguna persona con contagio del virus.

Se realizaron igualmente la verificación del cumplimiento de protocolos con los comerciantes y empresas de transporte, contribuyendo en las necesidades de fortalecimiento para la prestación de un servicio óptimo.  Con los usuarios realizamos diversas campañas del manejo del tapabocas y las medidas base de bioseguridad para el control de la pandemia como lavado de manos y distanciamiento físico.